Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Daniiperea12 escriba una noticia?

Código de ética para magistrados y jueces del tribunal superior de justicia de la Ciudad de México

17
- +
26/10/2021 22:03 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Te compartimos la opinión de Sergio Casanueva Reguart sobre la importancia del Proyecto de Código de Ética para Magistrados y Jueces del H. Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México

Esto fue redactado y revisado por una Comisión de Magistrados y Jueces, y que fue sometido al estudio de los Consejeros del Consejo de la Judicatura de la Ciudad de México, en el mes de noviembre del año 2003.

Dicho Proyecto es, en parte, el origen de estas reflexiones en torno a la ética, en materia de administración impartición de Justicia.

Según Sergio Casanueva Reguart la comisión redactora de este primer Proyecto estuvo integrada por los señores Licenciados Rogelio Antolín Magos Morales, actualmente Magistrado por Ministerio de Ley de la Tercera Sala Penal; Juan Luis Castro Martínez, Juez Cuadragésimo de lo Familiar. Gustavo Garduño Navarro Juez Décimo octavo del Familiar Ángel Humberto Montiel Trujano, Juez Vigésimo Séptimo de la Arrendamiento Inmobiliario; Salvador Ramírez Rodríguez, Juez 44° de Paz Civil, y Ramón Alejandro Senties Carriles, fue 65° de lo penal, todos del Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México.

 El código propuesto contenía 28 artículos, y tenía por denominación Código de Ética para Magistrados y Jueces del Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México. En su Artículo 1 establecía su observancia obligatoria, solo para Magistrados y Jueces del Tribunal Superior de Justicia. Sin embargo, el texto aprobado amplio su cobertura a todos los empleados del Tribunal Superior de Justicia y del Consejo de la Judicatura el artículo 1 también aclaraba que se trataba de una “guía ética”.

 En el artículo 2 se definía lo que se debe entender por función jurisdiccional: “la que realizan los órganos encargados de impartir justicia”. Era un proyecto específico en materia de administración impartición de Justicia.  El Código aprobado se refiere a los Consejeros, mediadores y a todos los servidores públicos del Tribunal Superior de justicia de la Ciudad de México

Artículo 3 establecía una Comisión de Honor y Justicia, para la interpretación y aplicación del Código. Está Comisión se integraría según el artículo 4, por 2 magistrados decanos y dos Jueces decanos, que durarían en su encargo, de tipo honorario, 3 años, sin posibilidad de ratificación. Los miembros incorporarían atendiendo a su mayor antigüedad y, en caso de existir dos candidatos con la misma antigüedad, se atendería al orden alfabético.

Esto fue redactado y revisado por una Comisión de Magistrados y Jueces

El artículo 5 señalaba que el servidor público, al ingresar a la Función Judicial y durante su permanencia en el encargo, se comprometía a tomar conocimiento del Código y a asumir el compromiso de su debido cumplimiento.

El artículo 6 contemplaba un mecanismo aplicable a las consultas, que los Magistrados y Jueces podrían hacer la Comisión de Honor y Justicia

El artículo 7 definía a la prudencia como una actuación moderada y con discernimiento, por parte de los juzgadores, al evaluar los argumentos y contra argumentos de las partes, para tomar la mejor determinación, otorgando a cada uno lo que le es debido. En el texto definitivo aprobado se ubica en el artículo 21.

El artículo 8 definía a la disposición como la permanente disposición de los juzgadores para el cumplimiento de sus funciones. En el texto definitivo aprobado, lo anterior se ubica en el artículo 8 como propio de colaboración.

El artículo 9 definía a la honestidad como la “rectitud y honradez” de los juzgadores en sus funciones, “sin pretender, ni obtener provecho o ventaja personal por sí o por interpósita personal”. De acuerdo con este proyecto la honestidad también comprendía “desarrollar sus funciones con respeto y sobriedad, usando las prerrogativas inherentes a su cargo y los medios de que dispone, únicamente para el cumplimiento de sus funciones y deberes. Además, se debía evitar cualquier conducta que pudiera poner en duda su honestidad o su disposición para el cumplimiento de los deberes propios del cargo, pero no delimitaba en forma precisa cuáles eran esos supuestos. En el texto definitivo esta idea se ubica en el artículo 14 como honradez”.

Conoce más en: https://www.sergiocasanuevareguart.com/


Sobre esta noticia

Autor:
Daniiperea12 (5 noticias)
Visitas:
65
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.